Descargar el pdf aquí
 Índice aquí 



SECCIÓN 6: PRÁCTICA SOBRE EXPERIENCIA


Del mismo modo que no podemos hablar de belleza visual si somos ciegos, no podemos debatir sobre la belleza espiritual interna si nunca la hemos recibido.
― Plotinus
Plotinus hace eco al sentimiento de la mayoría de los individuos que están en un sendero espiritual. Se piensa que la búsqueda de la belleza espiritual interna es una visión, una iluminación, una conciencia cósmica o una experiencia fuera-del-cuerpo donde una verdad profunda del universo se revela por sí misma, y somos por siempre cambiados como cambió Pablo al ser afectado por la luz en el camino a Damasco. De este modo, buscamos la experiencia de los mundos espirituales antes de que hayamos emprendido la práctica que revela su significado.

Han existido miles de personas que han tenido experiencias profundas a través de estados meditativos intensos, la oración, alucinógenos o sueños lúcidos. Y a veces, inesperadamente, el universo revelará un aspecto de su belleza supernatural, muy independiente de nuestros propios esfuerzos. Cuando la experiencia se desvanece en los recuerdos es descubierta otra vez, otra vez y otra vez. La experiencia de los mundos internos, el manantial espiritual desde el cual aparece toda la vida y en el cual desaparece, con frecuencia es buscada antes de, o en lugar de, la expresión de nuestra alma a través de las virtudes del corazón.


La razón es bastante simple: en un cierto nivel deseamos reclamar experiencia espiritual como nuestro derecho de nacimiento natural, y en un nivel más humano deseamos una prueba innegable de que estamos instalados en un sistema de creencias que sea efectivamente auténtico. Sin duda alguna es nuestro derecho de nacimiento natural vivir en estados iluminados de interconexión con la matrix de realidad de la Fuerza Diseñadora, pero lograrlo requiere un equilibrio entre lo que expresamos y lo que experimentamos. La práctica cuándo-cuál-cómo crea la oportunidad para experimentar la belleza espiritual y apreciar sus significados más profundos, porque lo que expresamos atrae magnéticamente la experiencia que se alinea con nuestra expresión.

Hay hojas de ruta para la estructura del universo, y puede que sujeten la atención para aprenderlas, aunque ellas raramente están conformadas desde una sola perspectiva. Tú puedes estudiar cientos si no es que millares de libros que describen el alma, los mundos espirituales, la sabiduría más alta, y ciertamente aprenderás de estos esfuerzos conforme sean parte del sendero de iluminación espiritual. Sin embargo, yo advertiría que no leas más de lo que practiques las seis virtudes del corazón. La mente enciclopédica es mucho menos magnética al terreno espiritual que el corazón expresivo y expansivo.

“Debatir” es una de las palabras clave en la cita de Plotinus, pero debatir la belleza espiritual puede tener un propósito pequeño o nulo, a menos que se exprese primero en tus comportamientos y luego sea atraída a tu esfera de experiencia como un resultado. Solamente en casos raros y frecuentemente inexplicables, funciona a la inversa. Al hablar de los reinos espirituales internos tú podrías activar un interés en el lado experimental de la ecuación y esto es bueno, pero si el interés está ya allí y sólo deseas hablar o discutir, raramente atraerás la experiencia que buscas, y casi nunca atraerás el significado.

En las enseñanzas Lyricus hay un supuesto de que si los aspirantes desean hablar de experiencias divinas, entonces son ignorantes de su significado. Es como un amigo que describe un sueño que tuvo y tú puedes ver muy claramente lo que el sueño significa, pero tu amigo que lo experimentó de primera mano no tiene en cuenta los mensajes más profundos del sueño. El significado está ausente debido a que el sueño es demasiado abstracto para los demás. Esto es similar a cómo está el aspirante con respecto a la sabiduría espiritual, al buscar la experiencia de los mundos espirituales antes de que la práctica haya avivado su comprensión del significado.

Y así regresamos al concepto de vivir desde el corazón porque aquí hay espacio para que crezca tu propio conocimiento, para que encuentres tu propio sentido del arte en el manejo de las seis virtudes del corazón. Aquí puedes definir el magnetismo de tu CEHI. Solamente requieres redirigir tu atención de la discusión de los mundos espirituales internos a la práctica cuándo-cuál-cómo, sabiendo que si esto es logrado, las experiencias encontrarán su camino hacia ti. Y lo que es más importante, cuando ellas lo hagan, su significado más profundo será conocido sin interpretación o comparación.

El propósito de este Blog es llevar a la comunidad hispano-hablante el material del sitio Web EventTemples.com, te animamos a que participes en él.


Translate